Educación sexo-afectiva previene abusos, violencia y adicciones en edad escolar

0
15
Educación sexo-afectiva previene abusos, violencia y adicciones en edad escolar

 

  • 45 colegios en Chile y más de 20 mil alumnos se educan con el programa “Aprender a Amar”.

 

  • Se trata de un proyecto de educación científica preventiva de abusos, violencia y adicciones, entre otros riesgos.

“Aprender a Amar” es un programa creado en Argentina, que se ha trabajado exitosamente en países de Latinoamérica, y que se basa en la educación integral de la sexualidad más allá de la transmisión de saberes, es decir, en enseñar a amar, en formar para la vida, y en dar las herramientas necesarias para vivir en plenitud. La evolución física, afectiva, sociocultural y espiritual son vitales para la formación total de una persona.

El programa llega a Chile en el 2016 de la mano del Grupo LMH (Leer Más Hoy) y actualmente se está aplicando en aproximadamente 45 colegios del país, particulares, particulares subvencionados y municipales, llegando a trabajar con alrededor de 20.000 estudiantes entre 3 a 18 años. La pandemia no ha sido obstáculo para seguir trabajando el proyecto, ya que cuenta con una plataforma digital y un apoyo constante de LMH SpA.

 

Rosana Muñoz, directora de proyectos educativos de LMH, explica que “siempre cuando hablamos de Sexualidad estamos hablando de Afectividad. Es imposible separar ambos conceptos porque cuando hablamos de sexualidad estamos tomando todos los aspectos de la persona, su autoestima, su valoración personal, sus emociones y sentimientos, la comunicación que tiene con otros, su mundo interior y todo eso está relacionado con la afectividad. Somos seres que sentimos todo lo que hacemos, aunque en muchas ocasiones no tengamos conciencia. La educación integral de la sexualidad va más allá de la transmisión de saberes, consiste en algo mucho más profundo y maravilloso, en enseñar a amar, y por eso el desarrollo será en el ámbito físico, afectivo, espiritual, sociocultural, psicológico, biológico, etc”.

 

Un estudio de la Universidad de Harvard (el más largo de la historia de esa universidad) apoya esta tesis y señala que la PERSONA es RELACIÓN, estamos hechos para estar con el otro. Dice que la persona alcanza la plenitud y la felicidad a través de los lazos que establece con las relaciones significativas. Y eso es la capacidad de amar.

 

Sue Johnson, sicóloga clínica británica, en sus investigaciones científicas dice que el amor es un instinto de supervivencia innato en el ser humano. No podemos vivir solos, la sexualidad humana está ordenada a la afectividad (emociones, sentimientos y pasiones), se vinculan estrechamente, no existe una sin la otra, son configuradores del ser humano.

 

“Creo que es vital educar en una educación sexual integral en los tiempos de hoy y siempre lo fue, sólo que ahora nos estamos dando cuenta que debemos intencionar espacios de diálogo y reflexionar para compartir sobre algo tan relevante en nuestra vida para ser felices. La capacidad personal de comprometerse en relaciones interpersonales pacíficas, libres de violencia o maltrato, abiertas al diálogo para superar positivamente los conflictos, respetuosas de la dignidad de la vida de cada persona es un propósito relevante de la educación afectivo sexual”, explica Rosana Muñoz.

 

“Como todas las dimensiones de la persona, la sexualidad es educable, y mucho más en estos tiempos donde el vacío de la Educación Sexual que, en algunos casos, deja la familia y la escuela, es ocupado por las pantallas y las redes sociales, u otros medios de comunicación que tienen sus intereses particulares marketineros, ocupando ese espacio educativo sin el interés en el desarrollo pleno de niños y adolescentes. Y los resultados están a la vista: iniciación temprana del sexo activo, iniciación temprana a la pornografía, relaciones efímeras, violencia, etc.”, agrega.

La particularidad del Proyecto Aprender a Amar es que es una educación científica, preventiva ( del embarazo adolescente, del abuso, de la violencia, del alcoholismo y otras drogas, de hábitos que atentan contra la salud, la integridad y la vida de niños y adolescentes), prudente (contempla todas las etapas evolutivas), cargada de valores ( proyecto de virtudes humanas), respetuosa de la persona y su familia que trabaja en conjunto con los estudiantes, docentes y familia, siendo respuesta a los tiempos de hoy”, concluye.

 

Quien es asesora del proyecto en Chile y ha estado a cargo de su implementación, es Emiliana Infante, educadora. Aclara de entrada que “esto no es igual a cualquier libro, aquí hay valores involucrados”. Y llega -dice- en momentos en que los tiempos exigen abordar los temas de sexualidad en los colegios, pero donde muchas veces los profesores no saben cómo hacerlo. La clase de orientación se ocupaba para cualquier cosa, y con este proyecto hay una planificación de cómo abordar los temas. Lo importante es que los profesores se involucren, lo hagan propio, y con ello apoyen y ayuden a sus alumnos a prevenir problemas y a enfrentar la vida de manera distinta”.

 

La implementación del programa educativo tiene varios pasos-explica-:

  1. Presentación del Proyecto en el colegio.
  2. Presentación al equipo interno del colegio/ institución que estará a cargo.
  3. Acompañamiento una vez al mes al equipo interno del colegio durante todo el año, se resuelven dudas, se reflexiona acerca de logros, desafíos y dificultades que se van presentando. Además, existe una comunicación permanente.
  4. Inducción general a todos los profesores que implementarán el proyecto en sala (incluye líneas y fundamentos, unión del proyecto educativo del colegio con el proyecto Aprender a Amar, metodología y plataforma virtual.)

 

Se basa en cuatro ejes fundamentales:

Antropología, al que el programa denomina “Inteligentes y libres”, que contempla definiciones esenciales del ser humano.

Anatomía y fisiología, llamado “Iguales y distintos”, que aborda aspectos físicos, fertilidad, etc.

Psicología y pedagogía; esto es, “Fuertes y felices”, donde se estudian hábitos, formas de ser, etc.

Sociología, derecho y comunicación: llamado “Capaces de amar”, en el que se tocan temas como las relaciones y la amistad.

 

Infante concluye señalando que además “Aprender a Amar es un programa que invita a las familias a ser parte de la educación de sus hijos para un beneficio integral de ellos. La familia es parte fundamental”.

 



Equipo Prensa Portal Educa

Programa Salud y Sexualidad Masculina
habilidades digitales Ciencias Computación de la IdeoDigital
niños con dificultades para leer escribir FONEMIKA
Educación Virtual Chile Colegio online
Colegio John John Ñuñoa admisión 2023
Programa Alfadeca - Fundación Sara Raier de Rassmuss
Fundación Efecto Educativo
Fundación Promueva gestión educacional